El PSOE se opone a que los trabajadores enfermos o fallecidos puedan acceder al Fondo de Compensación de las Víctimas del Amianto

    Las enmiendas presentadas por el Grupo Parlamentario Socialista en el Congreso de los Diputados constituyen una autentica enmienda a la totalidad a la proposición de Ley de creación de un fondo de compensación de las víctimas del amianto.

    09/03/2022.
    Concentración víctimas amianto

    Concentración víctimas amianto

    El lunes la Federación Estatal de Asociaciones de Víctimas del Amianto, CCOO y UGT tuvimos conocimiento del documento de enmiendas presentadas por los Grupos a la proposición de Ley de creación de un fondo de compensación de las víctimas del amianto que se comenzará a negociar el 16 de marzo en Comisión Parlamentaria.

    Para nuestra sorpresa e indignación, el Grupo Parlamentario Socialista (GPS) presentó un documento que constituye un ataque frontal al propio Fondo, ya que excluiría a las personas trabajadoras cuyos daños derivaran de exposiciones laborales, limitándolo a las exposiciones ambientales y familiares, pero siempre y cuando esas personas tengan reconocida una discapacidad permanente de al menos un 33% y no tengan derecho a una pensión o prestación y que hayan residido al menos 10 años en España. El GPS justifica la eliminación de las exposiciones laborales en la existencia de abundante normativa (prohibición de uso del amianto, legislación de prevención de riesgos laborales, normativa de Seguridad Social) que les proporciona un tratamiento “muy favorable que facilita la protección adecuada de los trabajadores afectados”. Además, la financiación del fondo dependería exclusivamente de partidas de los Presupuestos Generales del Estado y de las posibles indemnizaciones a consecuencia de la subrogación del derecho a litigar contra las empresas responsables, de tal manera que se excluiría la financiación a cuenta de fondos de Seguridad Social y de las Mutuas. Las enmiendas eliminan los artículos que regulaban los órganos de Gobierno del fondo, dejándolo para un posterior desarrollo reglamentario que añadiría retraso a su entrada en funcionamiento y que se convierte en una maniobra dilatoria. Asimismo, las enmiendas del PSOE situarían la gestión del fondo en el ámbito del Instituto de Mayores y Servicios Sociales (IMSERSO), dependiente del Ministerios de Asuntos Sociales y Agenda 2030. Hay que hacer notar que las enmiendas del GPS son las únicas que hacen borrón y cuenta nueva, mientras que las del resto de grupos parlamentarios respetan el espíritu de la proposición de Ley como punto de partida para sus aportaciones.

    Desde FEDAVICA, UGT y CCOO nos vemos en la obligación de recordar al PSOE que la proposición de Ley objeto de tramitación se aprobó en el Parlamento Vasco por unanimidad, incluido el voto favorable del Partido Socialista de Euskadi, y que se inspira en los fondos de indemnización a las víctimas del amianto de Francia, Bélgica o Países Bajos, vigente desde hace 20 años en el caso francés, que incluyen entre sus beneficiarios a las personas trabajadoras afectadas. Lo que justifica la existencia de este tipo de fondos son varias razones, entre ellas, la falta de protección de los poderes públicos que siendo conocedores de los efectos mortales del amianto no tomaron medidas para proteger de sus exposiciones laborales hasta pasadas décadas desde que se hizo pública la evidencia científica. Estos fondos no son una alternativa a las prestaciones derivadas del reconocimiento de la enfermedad profesional, sino a las indemnizaciones por daños y perjuicios tras procesos judiciales que se prolongan durante años y que en muchos casos finalizan cuando la persona afectada ya ha fallecido. Además, son la única vía para compensar en aquellos casos en los que la empresa ha desaparecido, situación bastante frecuente al estar asociada a patologías con largos periodos de latencia y que se manifiestan décadas después de las exposiciones.

    FEDAVICA, CCOO y UGT queremos manifestar nuestro rechazo e indignación con el contenido de las enmiendas presentadas por el PSOE, pero también por la manera en las que las hemos conocido. Nuestras entidades se han reunido en diversas ocasiones con el GPS, la última de ellas el 16 de febrero, y la información que nos facilitaron era completamente opuesta a las enmiendas registradas. Las diputadas del GPS presentes en la última reunión nos propusieron retomar las discusiones en la Comisión Parlamentaria desde los puntos de consenso alcanzados en el anterior intento de tramitación en 2019, algo con lo que estuvimos de acuerdo, siendo uno de los principales consensos en aquel momento el dar cobertura a las exposiciones laborales. Asimismo, se nos informó que la decisión de situar la gestión del fondo en el ámbito del IMSERSO era una reclamación del Ministerio de Asuntos Sociales y Agenda 2030, encabezado por Ione Belarra, pero ahora comprobamos que es algo que no figura en las enmiendas de Unidas Podemos sino en las del PSOE.

    A nuestro juicio, el GPS ha tenido un comportamiento lamentable hacia las asociaciones de víctimas y los sindicatos al ocultar hasta el último momento su posición real respecto al fondo de compensación de las víctimas del amianto, que contrasta con los planteamientos que han venido defendiendo en el Parlamento Vasco y en la sesión del pleno del Congreso de los Diputados del 13 de abril de 2021 en la que se admitió a trámite la proposición de Ley. Por todas estas razones exigimos al GPS y al PSOE la inmediata retirada del documento de enmiendas que han registrado en el Congreso de los Diputados.