Trabajadoras en tiempos del COVID-19: Para una sociedad igualitaria, de Ana María Rodríguez Fernández

    CENTRADAS en el análisis que desde CCOO de Asturias hacemos todos los años sobre la situación de las mujeres en el mercado laboral asturiano, 2019 no nos había dejado datos positivos en cuanto a la mejoría en cantidad y calidad del trabajo que las mujeres asturianas llevamos a cabo.

    01/07/2020.
    Ana María Rodríguez, Secretaria de Igualdad de CCOO Asturias

    Ana María Rodríguez, Secretaria de Igualdad de CCOO Asturias

    ES DE SOBRA CONOCIDO que ostentamos el cuestionable honor de ser la comunidad autónoma con la mayor brecha salarial del país. Durante ese año habían disminuido el número de mujeres con un contrato indefinido, sustituidas por asalariadas con contrato temporal. Y nuestra tasa de actividad seguía evidenciando que muchas mujeres, aún hoy, permanecen al margen del mercado laboral (aquí también somos las ganadoras del país). Constatamos un aumento del desempleo y un claro desequilibrio de género en la incorporación y permanencia en el mercado laboral, y una indudable desventaja para las mujeres en la consecución de su independencia económica. Al cabo del año, los ingresos salariales de los hombres habían sido un 35,9% superior a los de las mujeres.

    Hoy, inmersas en esta situación excepcional derivada del coronavirus, mucho nos tememos que cobra todo su sentido la advertencia de Simone de Beauvoir: "No olvidéis que bastará una crisis política, económica o religiosa para que los derechos de las mujeres vuelvan a ser cuestionados". El futuro lo dirá, pero esperemos no tener que añadir una crisis sanitaria.

    En CCOO de Asturias somos conscientes de ello, hemos elaborado un documento con 50 medidas que presentamos al Gobierno de nuestra región: el Plan Asturiano de Recuperación, que tiene como objetivo la cohesión social y la igualdad de derechos y oportunidades entre mujeres y hombres.

    La COVID-19 tiene un gran impacto en la seguridad y salud de las mujeres y solo aplicando la perspectiva de género, dentro de estas 50 medidas, lograremos que la recuperación sea por igual para toda la población asturiana.

    Llevamos muchos años combatiendo esta desigualdad en Asturias. Y no podemos dejar que las brechas de género se ahonden aún más. Sabemos que las mujeres estamos siendo triplemente “castigadas” durante esta pandemia: por la salud, los cuidados y la violencia de género, el coronavirus está teniendo un mayor impacto en nuestra seguridad y salud.

    En estos tiempos tan convulsos se está poniendo de manifiesto y visibilizando lo importante que son para el día a día sectores muy feminizados. Estamos ante una emergencia sin precedentes en la que deben primar el mantenimiento del empleo, la solidaridad, la cohesión social y la defensa del derecho a la igualdad. Ya no solo incidimos y recalcamos lo importante que es cuidar a quien nos cuida, sino que nos sería imposible ganarle la batalla al virus sin las trabajadoras de sectores declarados esenciales, como supermercados, limpieza, ayuda a domicilio, personal sanitario y sociosanitario… que han estado en primera línea durante todos estos meses y no siempre con las medidas de protección adecuadas.

    Es de justicia que cuidemos hoy a todas aquellas personas que nos están cuidando, pero mañana no olvidemos que debemos acompañarlas de derechos laborales y mejoras económicas. La calidad de atención que se da está en proporción a la calidad del empleo que se genera, y no podemos continuar vilipendiando a las heroínas de toda una generación.

    Si no queremos que esa brecha salarial se convierta en un abismo insalvable es hora de aportar soluciones con perspectiva de género para la recuperación de Asturias. Reivindicamos el papel de las mujeres en una sociedad más justa e igualitaria, alejada del modelo patriarcal. Porque al fin y al cabo, la igualdad en lo económico y en lo laboral es la puerta de entrada a la autonomía y la libertad.

    Nos jugamos nuestro presente y nuestro futuro. La clase trabajadora se merece un Estado de bienestar sólido, solidario e inclusivo. La recuperación no puede ser en base a políticas de austeridad como en la crisis del 2008 que no hacen otra cosa que ahondar las diferentes brechas, entre ellas las brechas de género.

    Ana María Rodríguez Fernández es secretaria de Igualdad de CCOO de Asturias.

    Esta web utiliza cookies propias y de terceros para optimizar su navegación. Si continúa navegando está dando su consentimiento para su aceptación y nuestra politica de cookies, haga click aqui para más información y ver cómo desactivarlas.